¡No me olviden, tenganme en cuenta!

Voy a tratar de explicar algo que me pasa, de la mejor manera posible.
Cada vez que me invitan a una reunión suelo decir que no, entonces la otra persona empieza a insistir y me siento la peor mierda humana sobre el planeta porque me obligar a reafirmar mi respuesta. Esto hace que después de dos o tres invitaciones, las personas dejen de invitarme, para más tarde, caer en el más solitario de los olvidos. Y ahí es donde aparece mi ‘personalidad bipolar’ porque, quiero que me tengan en cuenta para la invitación, a sabiendas de que voy a decir ‘no’ y, a su vez no quiero que luego de mi negativa, me insistan en la asistencia. Desde mi punto de vista no es tan loco, sería lo cortésmente correcto de hacer, invitar a todos por más que digan que no. Y si dicen que no, dejar ahí la cuestión.
Me gustaría saber si esto le pasa a alguien más o soy la única loquilla que se fijo en esto.
No se olviden que pueden enviarme mensajes privados o comentar en este mismo posteo, también tienen el grupo y la página en Facebook con el mismo nombre que este blog (Fobia Social TAS)
¡Abrazos!
Verónica Vonz
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s